AREA FAMILIAR  

«Nada en este mundo tiene más valor para ustedes que sus hijos…nada será más importante que el interrogante de lo que llegaron a ser ellos. No tendrá importancia el dinero que hayan ganado, ni tampoco los automóviles que hayan tenido, ni las casas grandes en las que hayan vivido.

 

La pregunta inquietante que acudirá a su mente una y otra vez será: "¿Cómo les ha ido a mis hijos?". Si la respuesta es que les ha ido bien, entonces la felicidad de ustedes será completa; si no ha sido así, entonces ninguna otra satisfacción compensará esa pérdida»  Gordon B. Hinckley

«Bendito es aquel que sus hijos corren a saludarlo y abrazarlo,

aunque sus bolsillos estén vacíos »  Anónimo 

  Formación de una familia excelente: Nuestra mejor contribución a la sociedad.

 

  De las cosas pequeñas nacen las grandes.

 

  Elevando nuestros niveles de excelencia.

 

  Sanando nuestras heridas emocionales.

 

  Aplicación de principios correctos uno de los mejores refugios para las tormentas     de la vida.

 

  Abandonando nuestros actos irreflexivos.

 

  Reparación de los añicos en nuestras vidas.

 

   El poder de la plegaria en la comunicación con el infinito.

 

  Transitar por el sendero de las virtudes, la mejor ruta a la felicidad.

 

  Aferrádonos a principios correctos en tiempos de dificultad e incertidumbres.